NEWS GNS

NUEVO DECRETO REGLAMENTARIO

12/06/2019

Con fecha 16 de Mayo de 2019, se promulgó el Decreto N° 136/019 que reglamenta la Ley N° 19.749 contra el financiamiento del terrorismo y la proliferación de armas de destrucción masiva.

 

SE CREAN NUEVAS Y MÁS GRAVOSAS OBLIGACIONES PARA TODOS LOS SUJETOS OBLIGADOS
A REALIZAR CONTROLES DE LAVADO DE ACTIVOS (INMOBILIARIAS, CONTADORES, REMATADORES, ESCRIBANOS, ETC.).

La semana pasada se publicaron dos normas que establecen nuevas e importantes obligaciones para todos los sujetos que desde el año pasado están obligados a realizar controles de lavado de activos.

 

ANTECEDENTES

Desde el 2018 una serie de sujetos pasaron a estar obligados a inscribirse en la SENACLAFT, pedir cierta información a sus clientes, realizar controles y reportar operaciones sospechosas, con el fin de prevenir el lavado de activos y financiamiento del terrorismo.

Dicho sujetos son los casinos, inmobiliarias, promotores inmobiliarios, constructoras, intermediarios en transacciones de inmuebles, abogados, contadores y escribanos que intervengan y realicen ciertas operaciones, rematadores, quienes intermedien en la compraventa de antigüedades, arte, metales y piedras preciosas, explotadores y usuarios de zonas francas, asociaciones civiles (por ejemplos clubes de futbol), fundaciones y organizaciones sin fines de lucro, proveedores de servicios societarios, quienes integren el directorio de una sociedad, faciliten un domicilio o sede social, ejerzan funciones de accionista por cuenta de otro, y quienes ejerzan funciones de fiduciario.

 

LAS NUEVAS OBLIGACIONES

El martes pasado una reciente ley (19.749), y su decreto reglamentario (136/019), establecieron nuevas obligaciones adicionales para los sujetos mencionados anteriormente.

Las nuevas obligaciones consisten en que todos estos sujetos deberán controlar y verificar PERMANENTMENTE si sus clientes, o quienes están por ser nuevos clientes, forman parte de una serie de listados internacionales que se actualizan periódicamente. Si detectan que el cliente se encuentra o ingresó en alguno de esos listados, deberán congelar los fondos del cliente e informarlo al BCU. La norma no define qué se entiende por control permanente, pero sería razonable interpretar que debería ser un control al menos diario.

 

RECOMENDACIONES

Por lo tanto, estas nuevas obligaciones implican que inmobiliarias, constructoras, contadores, escribanos, rematadores, etc. deban controlar TODOS LOS DÍAS si sus clientes ingresaron en las listas. Pero además deberán controlar que esas listas sean las últimas versiones actualizadas.

Claramente estas nuevas obligaciones significarán un costo de tiempo y recursos, que en algunos casos podrían insumir varias horas y personal, si se realiza de forma manual.

Por eso entendemos de suma importancia poder automatizar el control, mediante el uso de alguna herramienta informática que actualice las listas y controle a todos los clientes de forma automática.

 

Por: Dr. Joaquín Panasco
Abogado

 

 


Compartir